PONFERRADA - SOCIEDAD/FIESTAS
Viernes, 8 de Septiembre de 2017

La defensa de la minería y la continuidad de las térmicas vuelven a protagonizar las reivindicaciones en el Día del Bierzo

S.Gallo - Los representantes de las administraciones coinciden en la necesidad de estas unidos para volver a impulsar económicamente la comarca

La minería y la preocupación por la continuidad de las centrales térmicas y, en definitiva, por el futuro económico de la comarca del Bierzo, centraron hoy las reivindicaciones de los representantes de las distintas administraciones que se dieron cita en la celebración del Día del Bierzo y festividad de la Virgen de la Encina, que se celebró hoy en Ponferrada. A pesar de la preocupación en esta materia, no ocultaron su esperanza en que el esfuerzo de estos últimos años empiece a “dar sus frutos” y se pueda recuperar “ese Bierzo bullicioso, alegre y con vida”, reclamó el consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones.

El consejero recordó que durante los últimos años, la jornada festival del 8 de septiembre ha estado marcada en El Bierzo por “palabras de pesimismo” debido a los “problemas, dificultades y necesidades de mejorar”, aunque estimó que el trabajo que se ha venido desarrollando por parte de las distintas administraciones y los ciudadanos “va tomando sus frutos”.

De hecho, recordó que los últimos datos del paro, aunque han sido negativos en el conjunto de España, no han tenido la misma tendencia en la comarca berciana, algo que, unido al crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) constante de Castilla y León “induce a la esperanza”. Además, aseguró que se continuarán anunciando nuevos proyectos en la zona donde ya se aplica un Plan de Dinamización de Municipios Mineros con “múltiples actuaciones” para una comarca “admirada por todo el territorio nacional” y con el que la Junta sigue estando comprometido.

Compromiso con la comarca es el que expresó también el vicepresidente de la Diputación de León, Ángel Calvo, quien abogó por evitar los cierres de las térmicas, para lo que pidió la unidad de las diferentes fuerzas políticas e instituciones con el fin de “favorecer” la labor de un Gobierno que “ahora sí nos escucha”. Calvo hizo hincapié en un llamamiento de “unidad y colaboración” para ser “los auténticos motores” de desarrollo después de un año “complejo”.

Como viene haciendo la institución provincial, Calvo también garantizó el trabajo por la pervivencia del mundo rural con la aplicación de planes provinciales por importe de 30 millones e euros en inversiones en la comarca, que permitirán “generar bienestar y empleo”. Pero no olvidó la importancia de la agroalimentación en un sector que se ha visto “diezmado” por las condiciones climatológicas de este año, pero que no impedirán que el próximo año vuelva a tener la misma fuerza gracias a los bercianos, a quienes calificó como ciudadanos “duros y de raza”.

El presidente del Consejo Comarcal del Bierzo, Gerardo Álvarez Courel, también confió en que se inicie a partir de ahora “una etapa llena de buenas noticias” a pesar de que hay “grandes desafíos” por delante y a que se respira un clima de preocupación, incluso de “desánimo” en algunos casos, ante las noticias de cierre de explotaciones mineras, de térmicas, de negocios o de industrias que están provocando la salida de los bercianos hacia destinos en los que encontrar un futuro mejor.

Álvarez Courel aprovechó la jornada de hoy para pedir que se frene esta situación y que la comarca del Bierzo vuelva a ser “el centro de los esfuerzos de aquellos responsables políticos y de aquellas instituciones que pueden y deben fomentar su recuperación económica”. Entre las peticiones, el presidente del Consejo Comarcal entendió que es “prioritario” dotar a la comarca de infraestructuras adecuadas y “agilizar” los proyectos en curso

Sectores clave

El presidente del Consejo Comarcal apuntó al turismo y a la agricultura como dos de los sectores por los que hay que seguir apostando, a pesar de que la climatología en este año no ha sido demasiado favorable. “Pero vendrán tiempos mejores, estoy seguro”, confió Álvarez Courel, quien además pidió ayudas de las administraciones supramunicipales para que los agricultores “sientan que estamos con ellos, en las duras y en las maduras”.

En lo que la turismo se refiere, la comarca está atrayendo cada día a un mayor número de visitantes, y un ejemplo se puede observar en el Centro de Recepción de Visitantes de Las Médulas, que está a punto de alcanzar los 100.000 visitantes, es decir, 3.000 personas más entre los meses de enero y agosto. Sobre este paraje, Álvarez-Courel reclamó a la Junta “que tome cartas en el asunto” para alcanzar una gestión unificada en este entorno y se invierta en las necesidades que siguen teniendo pendientes los habitantes de este lugar.

Esperanzas para el futuro

La alcaldesa de Ponferrada, Gloria Fernández Merayo, reclamó también “unidad y lealtad política” para mejorar la calidad de vida de los bercianos en un futuro para el que se necesita “esfuerzo conjunto y perseverancia”. A pesar de los avances “importantes” conseguidos en los últimos años, todavía “queda camino por recorrer”, como es la construcción de la Ponferrada del siglo XXI, donde “caben todos los proyectos”, dijo. “Somos gente recia que nos crecemos ante las dificultades, y si somos capaces de creer en nosotros mismos, saldremos adelante, porque tenemos un potencial enorme como ciudad y como comarca”, insistió.

Además de la defensa del carbón, de las centrales térmicas y de la reindustrialización, Fernández Merayo abogó por ir “un paso más allá” y aprovechar un “tesoro” como es la agricultura, la industria de la transformación, el turismo, la cultura, el comercio, el ocio o la universidad. En este sentido, garantizó que el Consistorio animará a poner en marcha iniciativas, con su apoyo y defensa, para seguir impulsando los datos positivos de los últimos tiempos.